Llegada a Tallin pasada por agua

Sorteaba charcos mientras pensaba que tenía la sensación de vivir dos días en uno. Por la mañana había estado en Helsinki, donde pasé los dos días más soleados y calurosos de toda mi ruta. Después de comer cogí un barco hacia Tallin, Estonia. Según avanzábamos sobre el agua, las nubes cada vez eran más grises y comenzó a llover.

Única foto del primer día en Tallin, esquivando la humedad en un momento que dejó de llover. Foto: María Ortiz.

Seguir leyendo