Paseo y precauciones en el mar de Watten

Hace pocos días publiqué una entrada sobre el mar de Watten (en el norte de Alemania), sus playas sin mar y sus barcos encallados. En ella decía que se puede pasear por el fondo del mar cuando la marea está baja, pero que es necesario seguir una serie de precauciones y no sufrir ninguna desgracia.

Gente paseando de la ruta caminando o en calesa. Foto: María Ortiz.

Ese paseo por el fondo del mar se llama en alemán Wattwanderung, que significa “paseo por la marisma”. Una ruta muy famosa es la que te lleva a la isla de Neuwerk desde Cuxhaven. Para salir de Cuxhaven hay dos opciones, tomar el camino desde Duhnen (12 kilómetros) o desde Sahlenburg (10 kilómetros). Ambos se juntan cerca de la costa y forman un solo camino durante casi todo el tiempo.

Se puede ir caminando, en calesa, a caballo o en barco. Las opciones son muchas, pero aun así hay que tener cuidado para no quedarte en la isla sin poder volver o en Cuxhaven sin poder ir  a la isla, como nos pasó a mí y a unas amigas. A continuación tenéis una serie de recomendaciones basadas en mi experiencia. La próxima vez haré caso a esta lista para poder disfrutar más de la excursión y no quedarme con cara de tonta al ver que no puedo hacer la ruta completa.

    • Si vas en barco, en calesa o a caballo, infórmate antes de las horas a las que sale cada uno. Cuando hace buen tiempo todos los alemanes salen de sus casas a disfrutar de la naturaleza y es posible que te quedes sin billete o caballo. Reserva tu plaza antes de ir.

Cuando hace bueno mucha gente decide visitar este lugar, pero no está masificado. Foto: María Ortiz.

    • Si quieres ir andando y volver en barco, como era nuestro caso, haz lo mismo. Infórmate antes de los horarios del barco y compra tu billete antes de ir. Nosotras no lo hicimos y cuando llegamos había un cartel enorme que decía que no había plazas para el barco de vuelta. Esto supone que no puedes volver y te tienes que quedar allí a dormir hasta que haya un barco disponible o hasta que vuelva a haber marea baja y puedas caminar de vuelta.
    • Si vas y vuelves andando, infórmate antes del horario de las mareas (si estás allí mismo, lo mejor es preguntar en el alojamiento, seguro que lo saben). Este cambia cada día así que no te fíes de días o semanas anteriores. Calcula bien el tiempo para asegurarte no tener que volver nadando (¡esto no lo hagas!) o que no te tengan que rescatar (¡esto mejor tampoco!).

Caseta de rescate donde hay que subirse para que te vean en caso de que suba la marea y no puedas llegar a la costa. Foto: María Ortiz.

    • Vayas como vayas, infórmate de qué tiempo hará. Lo mejor es elegir un día que no haga mucho calor y que no llueva. Si está nublado incluso lo agradecerás, ya que no hay ni una sombra donde resguardarse. De todas formas, lleva una gorra o un sombrero y protección solar. Es muy importante. Ya sabes que el sol quema sin enterarte.
    • Lleva un calzado viejo que después no te importe mojar, ensuciar o tirar a la basura, o sandalias de trekking para ponértelas en ciertos puntos del camino. Yo fui descalza y con sandalias y creo que fue buena idea. Claro, que esto también depende de si hace frío o no. El terreno es pantanoso y en algunos puntos llegarás a hundirte varios centímetros en la arena. Tenlo en cuenta para ir descalzo o llevar un calzado bien sujeto.

Puede resultar un poco complicado andar por aquí. Foto: María Ortiz.

  • No te salgas del camino marcado para evitar entrar en arenas movedizas o zonas más profundas y para no perderte. Esto es muy importante. El paisaje tan llano, amplio y luminoso puede ser confuso.
  • Lleva agua y algo para comer por si acaso.
  • Si oyes como si millones de burbujitas se estuvieran estallando continuamente, preocúpate. Significa que está subiendo la marea. Por otro lado, también disfruta del sonido, no se oye en todas partes ni todos los días.

Te preguntarás qué hicimos nosotras al ver que si íbamos a la isla, no podríamos volver. Estábamos en Sahlenburg y decidimos caminar por la ruta marcada hasta encontrarnos con el camino que salía de Duhnen y volver por él hasta la playa. Estos dos lugares pertenecen a la ciudad de Cuxhaven, así que es muy fácil ir desde ambos a la estación de trenes o hasta el centro de la ciudad.


Lugares donde pasear por el fondo del mar.

Cómo llegué: a Cuxhaven se puede llegar fácilmente en tren desde ciudades cercanas como Hamburgo o Bremen.

¿Conoces algún sitio parecido a este?

Anuncios

2 comentarios en “Paseo y precauciones en el mar de Watten

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s